miércoles, 30 de enero de 2013

Un viento solar reducido influye en el medio ambiente de Venus

Foto: ESA
La sonda Venus Express de la Agencia Espacial Europea (ESA) ha realizado observaciones únicas de Venus durante un período de reducción de la presión del viento solar, descubriendo que la ionosfera del planeta se hincha como la cola de un cometa en su lado nocturno.
"A menudo se habla de los efectos de la interacción del viento solar con atmósferas planetarias durante los períodos de actividad solar intensa, pero Venus Express ha demostrado que, incluso cuando hay un viento solar reducido, el Sol todavía pueden influir significativamente en el medio ambiente de los planetas, ha señalado el investigador de la misión Venus Express Hakan Svedhem.
Según han explicado los expertos, la ionosfera es una región de gas cargado eléctricamente débilmente por encima del cuerpo principal de la atmósfera de un planeta. Su forma y densidad están parcialmente controlado por el campo magnético interno del planeta.
Para la Tierra, que tiene un campo magnético fuerte, la ionosfera es relativamente estable en un rango de condiciones de viento solar. En comparación, Venus no tiene su propio campo magnético interno y se basa en cambio en las interacciones con el viento solar para dar forma a su ionosfera.
La medida en que esta formación depende de la fuerza del viento solar ha sido controvertido, pero los nuevos resultados de Venus Express revelan por primera vez el efecto de una presión del viento solar muy baja en la ionosfera de un planeta desmagnetizado.
Las observaciones se realizaron en agosto de 2010, cuando la nave Stereo-B de la NASA midió una reducción de la densidad del viento solar a 0,1 partículas por centímetro cúbico, alrededor de 50 veces más bajos de los que se observa normalmente, lo que persistió durante aproximadamente 18 horas.
"La ionosfera en forma de lágrima se comenzó a formar a los 30-60 minutos, después de que disminuyera la presión normal del viento solar. Durante dos días terrestres, esta 'cola' se extendió hasta una longitud equivalente a dos radios Venus", ha señalado el experto del Instututo Max Planck, Yong Wei.
Las nuevas observaciones resuelven el debate acerca de cómo la fuerza del viento solar afecta a la forma en que se transporta el plasma ionosférico desde el lado diurno al nocturno de Venus. Por lo general, este material fluye a lo largo de un canal fino en la ionosfera, pero los científicos no estaban seguros de lo que ocurría bajo condiciones de viento solar.
"Ahora por fin se sabe que la ionosfera se expande de manera significativa durante condiciones de baja densidad del viento solar", ha apuntado el  científico. En este sentido, ha añadido que se espera un efecto similar alrededor de Marte, el otro planeta no magnetizado sel Sistema Solar interior.

Fuente Europa Press

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

MAS NOTICIAS EN EL BLOG