martes, 4 de junio de 2013

Las lluvias no dan respiro en Europa central y la situación ya es trágica

En esta nueva publicación de martes, les voy a actualizar la situación en Europa Central con respecto a las lluvias e inundaciones trágicas que están sufriendo y desafortunadamente parece que no quieren cesar.
Las fuertes lluvias e inundaciones han provocado hasta el momento 14 víctimas mortales tras su paso por Polonia, Austria, Alemania y la República Checa.
En este último país la situación sigue siendo muy grave. El centro de Praga, protegido por pantallas metálicos y sacos de arena, y con el ojo puesto en el río Moldava, que amenaza con desbordarse. Varias zonas del norte y sur de la capital siguen inundadas.
Los crecientes niveles de ríos amenazan este martes algunas partes de Alemania, la República Checa y Austria, donde las aguas ya han inundado históricas ciudades y forzado a la evacuación masiva de áreas bajas.
El sur y el este de Alemania, incluyendo las regiones de Baviera y Sajona, están entre las regiones más afectadas por las recientes lluvias.
Imágenes de Passau, en el sur de Baviera, muestran corrientes de agua inundando las calles de la histórica ciudad.
En Alemania la alerta es máxima y ya se han evacuado a 10.000 personas.
Escarmentados por las fatídicas inundaciones de 2002, responsables en parte de un vuelco electoral en las generales, la canciller Angela Merkel ha desplegado al ejército y hoy está de visita en varias ciudades del sureste alemán, la zona, de momento, más afectada y en donde ya ha prometido ayudas millonarias.
La República Checa también está en alerta ante el crecimiento del nivel de los ríos. Se declaró estado de emergencia en la mayor parte de Bohemia, en el oeste del país, según Nicole Zaoralova, una vocera del Departamento de Bomberos checo.
Siete personas han muerto debido a las últimas inundaciones, afirmó la vocera. Entre las víctimas están dos personas que fallecieron cuando una casa colapsó, una mujer murió cuando fue golpeada por un árbol que cayó, y otra persona electrocutada.
La mayor parte del norte de Bohemia, entre los ríos Moldava y Elba, permanecen en riesgo de inundaciones.
En Ústí nad Labem, en el norte de Bohemia, muchas casas están sin electricidad. Melnik, a 40 kilómetros al norte de Praga, fue evacuada este martes por la mañana.
El río Berounka, que es un afluente del Moldava, registró su mayor nivel en el transcurso de la noche de este lunes, lo que causó que funcionarios elevaran las barreras contra inundaciones en Praga a un nivel que busca soportar inundaciones no vistas en 100 años.
Hasta ahora, sin embargo, el río no ha alcanzado el nivel de las inundaciones devastadoras de hace 11 años, según Zaoralova.
El sistema de transporte está seriamente afectado en la capital, Praga, así como en otras partes de Bohemia, afirmó. Aunque varias estaciones del subterráneo en Praga fueron cerradas, el sistema de transporte no ha registrado las mismas afectaciones que en 2002, debido a un nuevo sistema de barreras contra inundaciones.
“No esperamos que la situación en Praga se ponga peor”, afirmó la vocera.
Katerina Netikova, residente de Praga, ha pasado los dos últimos días ayudando en los esfuerzos de voluntarios para evitar lo peor de la inundación, los cuales están coordinados por las autoridades y residentes que utilizan redes sociales.
Este domingo, Katerina fue al pueblo de Radotin, junto al río Berounka, donde los residentes realizan esfuerzos por salvar la ciudad.
“Supieron exactamente qué se necesitaba, donde debería de ir la gente, y qué hacer. Tienen la experiencia de la inundación previa (en 2002). Estaban asegurando el pueblo, poniendo las barreras que se necesitan”, dijo Katerina a CNN.
Este lunes, pasó la noche trabajando en una estación de bomberos en el centro de Praga, cerca de las áreas más afectadas en el vecindario de Holešovice, ayudando a poner barreras contra el agua, que consisten en sacos llenos de arena.
“Es un trabajo difícil, porque la arena está mojada y se pone muy pesada”, afirma Katerina. “La gente estuvo rotándose toda la noche, incluidos estudiantes de una universidad cercana, scouts, residentes y más voluntarios enviados por el pueblo”.
“Los bomberos les dijeron qué hacer, y entonces los voluntarios organizaron todo entre ellos mismos”, agregó.
Las inundaciones se dirigen ahora hacia Eslovaquia y Hungría, donde se esperan graves daños y donde los efectivos ya han dado la voz de alarma. En Hungría, la fuerte subida del Danubio ha obligado al primer ministro, Viktor Orban, a decretar el estado de emergencia por catástrofe. Se espera que las inundaciones lleguen a partir del miércoles y el fin de semana a Budapest. Los organismos húngaros han puesto en alerta a un total de 8.000 soldados, 8.000 efectivos contra catástrofes, 1.400 expertos en canales y 3.600 policías para movilizarlos en caso de que sea necesario, según explicó Orban hoy.
La Comisión Europa anunció el lunes ayuda financiera a Alemania, Austria y la República Checa para luchar contra los efectos de las inundaciones. «Los tres países podrán solicitar ayuda a los fondos europeos de solidaridad», informó el comisario regional Johannes Hahn.


Fuente CNN México y Euro News

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

MAS NOTICIAS EN EL BLOG