sábado, 8 de junio de 2013

Las torrenciales lluvias que azotan Rumania desde hace varios días se cobraron 2 muertos

Europa: Las intensas lluvias que azotan el noreste de Rumanía desde hace varios días han causado dos víctimas mortales, viviendas inundadas, cortes de luz en varias poblaciones y carreteras bloqueadas, informó este sábado el Ministerio de Interior.
Uno de los fallecidos fue hallado ahogado a causa de las inundaciones en la provincia de Vaslui, mientras que otra persona fue alcanzada por un rayo en la región de Prahova, en el noroeste del país.
Las fuertes precipitaciones dejaron al menos 80 casas inundadas en el este del país balcánico y provocaron la crecida de los ríos, aunque aún no ha habido desbordamientos ni se han tenido que organizar evacuaciones. Las autoridades han advertido de que la situación puede empeorar, ya que las tormentas continuarán a lo largo del día.
Más de 250 efectivos de los servicios de emergencias han intervenido en las últimas horas para paliar las consecuencias de las lluvias torrenciales. Por ahora, dos poblaciones están sin electricidad y varias carreteras nacionales están inhabilitadas por avalanchas de rocas y árboles.
Mientras tanto, las autoridades hidrológicas prolongaron el código amarillo por la crecida del Danubio, que ha causado estragos en Austria, Eslovaquia y Alemania y que amenaza ahora a Hungría.

Inundaciones en Alemania

En Alemania, seis del total de 16 'Länder' seguían este sábado afectados por las inundaciones que desde hace una semana castigan a buena parte del sur y este del país, a la espera de que la crecida del Elba alcance también el norte del país.
Mientras en Baviera (sur) los niveles de los ríos bajaron ya notablemente y dejaron al descubierto los graves daños provocados por las aguas, en el este continuaron las tareas de reforzamiento de las márgenes de los ríos.
En la cuenca norte del Elba y hasta su desembocadura en Hamburgo varias poblaciones estaban en situación de máxima alerta, mientras las autoridades locales procedían a la evacuación de localidades enteras o barrios de algunas ciudades, como Magdeburgo.
Los estados afectados por las inundaciones son Baviera, Sajonia, Sajonia-Anhalt, Brandeburgo, Baja Sajonia y Schleswig-Holstein, fronterizo con Dinamarca, aunque en este último caso en menor medida.
El ministro de Finanzas, Wolfgang Schäuble, reiteró este sábado la determinación del Gobierno a aumentar las partidas de ayuda urgente prometidas a los damnificados, hasta ahora establecidas en 100 millones de euros.
La canciller Angela Merkel ya apuntó en esa dirección en su segunda visita a las zonas afectadas, el pasado jueves, mientras desde los "Länder" se reclaman ayudas que se espera doblen con creces lo inicialmente prometido.
En las anteriores inundaciones de proporciones comparables, en 2002, fueron necesarios más de 1.000 millones de euros, aunque desde entonces se reforzaron diques y márgenes, de manera que tal vez los daños no sean tan cuantiosos como once años atrás.

Evacuaciones en Hungría

Más de 2.000 personas fueron evacuadas la madrugada del viernes en dos localidades húngaras cerca de la frontera con Eslovaquia, y otras 180 fueron desalojadas en Budapest, debido al peligro de inundaciones por el elevado caudal del río Danubio, que amenaza con desbordarse, según anunciaron las autoridades.
Hungría espera que la riada alcance este sábado su punto álgido y ya el viernes empezaron a batirse todos los récords de subida del caudal en el Danubio, que baja muy crecido tras haber causado graves problemas en Austria y Eslovaquia.
Según las autoridades de protección civil, hay alerta de inundación a lo largo de 760 kilómetros de la ribera del Danubio, de los que 190 están bajo una alerta especial debido al mayor riesgo de desbordamiento.
Zonas enteras de ciudades como Gyor están ya bajo el agua y, según los pronósticos, la altura de los ríos seguirá su crecida en estas zonas.
En Budapest se espera que el Danubio alcance su máximo nivel en la madrugada del lunes, con una altura de cerca de 9 metros, al menos 30 centímetros más que en las graves inundaciones de 2002 y 2006.
La compañía de transporte de Budapest ha cerrado la estación de metro Batthyány, que está junto al río, cuyas aguas cubren ya varias avenidas cercanas a la orilla.

Fuente Agencia EFE

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

MAS NOTICIAS EN EL BLOG