jueves, 11 de julio de 2013

Trágicas inundaciones en China se cobran 44 muertos y 67 desaparecidos

Las fuertes lluvias provocaron inundaciones en el centro y sudoeste de China desde el pasado domingo, cobrándose hasta el momento al menos 44 muertos y 67 desaparecidos, de acuerdo con el último recuento oficial. 
Las lluvias torrenciales que afectan al país desde el domingo han producido inundaciones y deslizamientos de tierras, informó hoy jueves el Ministerio de Asuntos Civiles en su actualización diaria de pérdidas causadas por el mal tiempo.
Más de 3,73 millones de residentes de 17 provincias, regiones autónomas y municipalidades a lo largo del país se habían visto afectadas por los desastres, según el último informe del ministerio.
Las inundaciones en la provincia occidental de Sichuan, que se consideran las peores en 50 años, han dejado al menos 25 muertos y más de 100 mil personas han tenido que evacuar. Muchos de los decesos fueron por un masivo alud que se abalanzó sobre un sitio de descanso panorámico a las afueras de la ciudad de Dujiangyan., según ha informado La Agencia Xinhua.
Otras tres personas se ahogaron en un vehículo en la provincia de Hebei fuera de la capital, mientras que otras 11 fueron reportadas muertas o desaparecidas en la provincia de Yunnan, Beijing, Mongolia Interior y la provincia de Gansu
El Banco de Desarrollo de China informó este jueves que ha asignado 730 millones de yuanes (118 millones de dólares) en préstamos de emergencia para el control de inundaciones en la provincia suroccidental china de Sichuan. El banco señaló que ofreció cien millones de yuanes el pasado 5 de julio a la ciudad de Suining, una de las más afectadas, y otros 50 millones de yuanes cinco días después a la ciudad de Dujiangyan, donde un deslizamiento de tierras causó la muerte de 18 personas y la desaparición de otras 86.
También se destinaron 550 millones de yuanes a otras zonas afectadas, de las cuales destaca la ciudad de Deyang, donde 231 personas permanecen atrapadas por las inundaciones.
Los fondos se usarán principalmente para reubicar a los afectados, ayudar en la distribución de los artículos de emergencia y mantener las instalaciones e infraestructuras públicas dañadas.
Los deslaves e inundaciones son comunes en las áreas montañosas de China, donde mueren cientos de personas cada año pero, en algunas zonas, las actuales anegaciones son ya las peores en los últimos 50 años.
El centro y sur de China sufre cada año, especialmente en los meses de verano, inundaciones y desastres naturales relacionados, que en 2010 causaron un récord de 4.000 muertos, la cifra más alta en una década, según datos oficiales.
Generalmente la temporada de lluvias se da desde junio hasta septiembre. 

Foto: Agencia AFP

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

MAS NOTICIAS EN EL BLOG